Decidir sobre un proyecto empresarial en Internet

Escrito por:
Categorías: E-Business
No hay comentarios

La Nueva Economía ha traído consigo cosas buenas y otras no tan buenas. La toma de decisiones equivocadas está saliendo muy muy cara. No te olvides de repasar estos consejos y reflexiona antes de acometer nuevos proyectos.

En los comienzos de esta nueva forma de concebir las empresas, se realizaron grandes inversiones con el propósito de rentabilizarlas “más adelante. Pero este más adelante no llegaba tan pronto como se esperaba y la carga que suponía la inversión en tecnología y desarrollo que se había realizado comenzaba a ser demasiado pesada en los resultados empresariales.

Estas malas gestiones, que no llegaban a dar los números esperados, hacían también que quedaran recursos humanos ociosos “Si no vendemos este producto ¿necesito tantos vendedores?“, y además se incurría en nuevos costes de almacenamiento y logística debido a la acumulación de stocks que no tenían salida al mercado.

Es por esto por lo que hoy en día oímos continuamente nuevas noticias sobre despidos masivos en las empresas de la Nueva Economía. No se trata del ahorro en sueldos y salarios que supone la reducción de plantilla, sino de adaptar la plantilla a la realidad económica que atraviesa la compañía.

Si te encuentras en una situación laboral en la que de ti depende la decisión de aprobar o no una nueva inversión en un proyecto, haz bien tus números.

Consejos para decidir sobre un proyecto empresarial en Internet

Consejos para decidir sobre un proyecto empresarial en Internet

No te olvides de.

  • Examinar similares experiencias anteriores bien en tu empresa o en alguna otra compañía el mismo sector.
  • Hacer estimaciones de los posibles resultados a obtener a través del proyecto. Estudio de coste-beneficio.
  • Marcarte unos objetivos en un plazo y después comprobar si se han cumplido o no. Muy importante.
  • Si se cumplen toma buena nota de cuáles han sido los factores del éxito. Si no llegan a cumplirse trata de identificar dónde has fallado.
  • Busca siempre la opinión de otras personas implicadas en el proyecto o incluso trata de investigar qué opina la competencia.
  • No inviertas cantidades desorbitadas en algo de lo que no estás completamente seguro.

La verdad es que no te descubro nada nuevo que tú no conozcas ya, pero reconoce que es posible que a veces no eres tan estricto en alguno de estos puntos. Haz rentable tu empresa y tu trabajo esforzándote en ello.

¿Y tú que opinas?

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies